Yo creo que cada shop steward debería estar educando a otra persona más y esa otra persona podría entonces dedicarse a formar a otras más.

~ Maurice Thomas, Afiliados de la 32BJ, DC/VA/MD

Héctor Figueroa

http://www.seiu32bj.org/wp-content/uploads/2012/08/hfigueroa-wpcf_540x360.jpg

Héctor J. Figueroa fue elegido Presidente de la 32BJ de la Unión Internacional de Empleados de Servicios, la unión sindical más grande de servicios a propiedades del país, en 2012.  La 32BJ representa a más de 163.000 trabajadores de servicios a propiedades – limpiadores de ventanas, superintendentes, porteros, trabajadores de mantenimiento, limpiadores, auxiliares de limpieza y agentes de seguridad – en Nueva York, Nueva Jersey, Connecticut, Massachusetts, Rhode Island, Florida, Pensilvania, Virginia, Maryland y Washington DC.

Héctor Figueroa nació y se crió dentro del movimiento laboral de Ponce en Puerto Rico, donde sus padres, ambos maestros, formaron parte de una larga lucha por conseguir la representación sindical en sus empleos. Su madre y padre participaron en la huelga de 1974, pero no fue sino hasta 24 años más tarde que los maestros obtuvieron el derecho a negociaciones colectivas de trabajo, gracias a la Unión Internacional de Empleados de Servicios (SEIU). Para ese entonces, Héctor ocupaba el cargo de Director de Organización de la SEIU para Puerto Rico. Bajo su liderazgo, los maestros y los empleados estatales se fueron a la huelga, marcharon e hicieron demostraciones, hasta que sus padres, junto con miles de otros trabajadores, pudieron ver el fruto de su larga lucha por la justicia.

Héctor llegó a los Estados Unidos en 1982, tras ser desterrado de la universidad por liderar una huelga estudiantil. Vivió con sus tíos en el Bronx y completó su educación universitaria gracias a una beca para estudios económicos. Interesado en proseguir su activismo, en 1990 Héctor empezó a trabajar en ACTWU, la Unión de Trabajadores del Vestuario y Confecciones Textiles (hoy llamada “Trabajadores Unidos”), periodo durante el cual participó en varias campañas, incluyendo el esfuerzo por sindicalizar a  los trabajadores textiles de Fieldcrest Cannon en Carolina del Norte, así como las protestas contra el Tratado de Libre Comercio (TLC) . Héctor fue uno de los primeros líderes en el movimiento laboral en pronunciarse por los derechos de los inmigrantes y jugó un rol activo en la labor de solidaridad internacional y organización global para ACTWU.

En 1995, él se unió a la campaña “Justicia para los Conserjes” de la SEIU, y luego siguió con su trabajo en Puerto Rico como Director de Organización para toda la isla. En febrero de 1999, la SEIU Internacional le pidió que funja de depositario alterno de la Local 32BJ y fue elegido Secretario Tesorero de la Local 32BJ en 2000. Durante sus años con la 32BJ, Héctor organizó y dirigió los departamentos de investigaciones, de política y de educación y estuvo de líder del área tri-estatal y metropolitana de Nueva York.

Como Director del Distrito Metropolitano de Nueva York para la 32BJ, Héctor dirigió las operaciones para los 70,000 afiliados del área metropolitana de Nueva York, que incluye Manhattan, Brooklyn, Queens, el Bronx y Long Island. En enero de 2005, Héctor culminó las exitosas negociaciones del convenio comercial para más de 15,000 afiliados 32BJ en Nueva Jersey, Connecticut, Westchester y Long Island, garantizando un plan de salud pagado por los empleadores, salarios más alto, así como mayor estabilidad en el empleo para trabajadores inmigrantes. Tanto en 2007 como en 2011, bajo el liderazgo del Presidente Mike Fishman, Héctor condujo exitosas negociaciones sindicales, obteniendo un convenio de cuatro años para 22,000 trabajadores de oficinas comerciales de Nueva York. En 2008, Héctor negoció, con el mismo éxito, los nuevos convenios para la Liga de Teatros de Broadway en 2008; y el convenio residencial BRI en 2012.

Bajo el liderazgo de Héctor, la unión ha elevado su perfil político tras luchar por los derechos de los inmigrantes y de los trabajadores en el área tri-estatal, y se ha establecido el Fondo por el Sueño Americano, un fondo voluntario de acción política de la unión. La 32BJ consiguió la exitosa aprobación de varias leyes locales, incluyendo la Ley de Salarios Prevalecientes de Nueva Jersey, la cual duplicó los salarios de los trabajadores contratados por el estado en Nueva Jersey y la Ley de Trabajadores Desplazados de Nueva York, que protege a los trabajadores de servicios a edificios de la ciudad de para que no sean arbitrariamente despedidos. La 32BJ colaboró asimismo en la aprobación de la Ley de Acceso a la Traducción, que obliga a que los servicios vitales de la ciudad ofrezcan traducciones a quienes no hablan el inglés. Héctor es un líder influyente en la ciudad de Nueva York y en todo el país, que ha conectado la labor de varias uniones en la lucha por los derechos de los inmigrantes y por la justicia social en todas las comunidades.

En reconocimiento a su visión y liderazgo, en 2012 Héctor fue elegido a la Junta Ejecutiva de la SEIU Internacional y tiene cargos en los Comités de Socios Estratégicos y Fortaleza Política. Él tiene cargos en los directorios de varias organizaciones, incluyendo el Instituto Nacional de Política Latina, “Primero Buenos Empleos,” y el comité editorial de New Labor Forum. Héctor ha recibido muchos premios y reconocimientos, entre ellos  el Premio Laboral Somos El Futuro, el Premio de Servicio Anual de Outreach Project, el Premio por Servicios Distinguidos del Concejo Central de Trabajo de la Ciudad de Nueva York, el Premio por Destacada Dirigencia Laboral del Working Theater y el Premio de Acción Cívica del Liderazgo de Progresista de Nueva York.

Héctor vive en Queens (Nueva York) con su esposa Deidre y sus hijos Eric y Elena.