Nuestra labor política tiene un impacto en todos nosotros en el trabajo, y también tenemos que hacerlo al interior de la unión.

~ Anthony Faulk, Afiliados de la 32BJ,

Conserjes de Fort Belvoir merecen un contrato justo

http://www.seiu32bj.org/wp-content/uploads/2013/03/mgonzalez21-wpcf_40x40.jpg

Tengo 14 años de trabajar para Ft. Belvoir y nunca he recibido tratos tan malos hasta que tomó el contrato la empresa Acsential y no tenemos ningún beneficio como seguro médico, y aparte de eso los han bajado el sueldo y nos están cortando las horas de trabajo y nos están dando cheques sin fondo. Eso no es justo.

~ Mauricio Gonzalez

Los privaron de muchos beneficios, como seguro médico, días feriados, y días de enfermedad. Yo tengo problemas de menos dinero a la semana. Estaba ahorrando para mandar unos de mis hijos al colegio y ahora no podré.

~ Reina Rodriguez

Los conserjes de Fort Belvoir están orgullosos del trabajo que realizan porque saben lo importante que significa mantener todos los días, la base limpia y segura para miles de soldados.

Desde hace más de nueve meses después de que Brown & Pipkins se hiciera cargo del contrato de limpieza en Fort Belvoir, en septiembre de 2012, los 70 trabajadores de limpieza de la zona trabajaban sin contrato, mientras que la empresa se niega a negociar de buena fe. Como consecuencia, los trabajadores que confiaron en sus puestos de trabajo en el Fort Belvoir para su seguro médico han perdido dicha cobertura.

El año pasado, Brown & Pipkins solucionaron las reclamaciones por una deuda de casi 300000 $ en salarios y beneficios, así como dos trabajadores fueron penalizados y otro despedido por llevar a cabo una actividad sindical protegida.

Después de la presentación de quejas por el salario y el horario en el Departamento de Trabajo y acusar a su empresa por prácticas laborales injustas en la NLRB, los trabajadores de limpieza de Fort Belvoir se declararon en huelga en febrero de 2013. Mientras que Brown & Pipkins finalmente estableció un primer contrato, la empresa ahora se ​​niega a negociar de nuevo.

Los conserjes de Fort Belvoir merecen que se protejan sus derechos, y merecen un contrato justo.

Actualizaciones de Campañas